El asesino de Spokane

Robert Lee Yates nació en Spokane (Washington) el 27 de Mayo de 1952 en una familia de clase media tirando a alta que además era muy religiosa. Era un joven bastante inteligente con buenas notas en el colegio y en el instituto que en 1975 entró a trabajar como guarda de prisión en el correccional de Walla Walla.

Robert Lee Yates

El 13 de Julio de 1975 aparecieron los cadáveres de Patrick Oliver y Susan Savage, una pareja que se encontraba en su vehículo y que habían sido asesinados, supuestamente en un atraco fallido. Robert nunca fue considerado sospechoso de esto, con lo que su vida prosiguió normalmente y el crimen acabó siendo archivado por falta de líneas de investigación. Tras trabajar en el presidio durante seis meses decidió cambiar de aires y se alistó en el ejército, donde llegaría a ser piloto de aviones y helicópteros. Participó en numerosas misiones fuera de su país, en las que llegó a ser condecorado en varias ocasiones: tres medallas por logros en el Ejército, dos por expediciones y tres por servicios meritorios. Una vez que se retiró del ejército, regresó a Spokane, donde comenzó una vida como hombre de negocios y se casó. Aparentemente era una persona respetable según los valores de su comunidad, amable y siempre atento con sus vecinos.
El 28 de Diciembre de 1988 apareció el cadáver de Stacy E. Hawn, una joven prostituta de 26 años que había recibido un disparo en la nuca. El caso quedó en suspendo al no aparecer ninguna clase de indicios que apuntasen a nadie.
A partir del 14 de Junio de 1996 comenzaron a aparecer cuerpos de prostitutas asesinadas por todo Spokane; todas habían recibido un disparo en la nuca, al igual que había ocurrido con Stacy casi diez años antes. Además presentaban otra peculiaridad: todos los cadáveres se encontraron en pistas forestales en las cercanías de la ciudad, lo que apuntaba a un mismo autor. El primer cuerpo de esta serie fue el de la joven Shannon Zielinski, encontrado por un grupo de senderistas ese 14 de Junio. La lista siguió creciendo hasta un total de 12 entre esa fecha y el 7 de Julio de 1998, cuando apareció el cadáver de Michelyn Derning. En un principio las desapariciones no eran denunciadas por tratarse de protitutas que solían cambiar con frecuencia de ciudad, aunque en el barrio rojo de Spokane empezó a cundir el pánico al irse encontrando los cadáveres de las jóvenes poco después de su desaparición.
El 1 de Agosto de 1998 Robert recogió en su Corvette blanco a Christine Smith, a quien robó, violó y posteriormente disparó, aunque sin interesar zonas vitales, por fortuna para Christine. Logró escapar de Robert y llegar hasta una comisaría e intentó denunciar lo ocurrido. Fue llevada con urgencia a un hospital y dos días más tarde le tomaron declaración, una vez que se empezó a restablecer. Dijo desconocer a su atacante, aunque era cierto que llevaba poco más de un mes en Spokane. Sólo recordaba que era un hombre de constitución fuerte, de entre 30 y 40 años y que tenía un Corvette de color blanco. Consultando la lista de los propietarios de ese tipo de vehículos Robert fue llamado a declarar con el resto de propietarios. El 19 de Septiembre le solicitaron que les diese una muestra de su ADN, algo a lo que él se negó diciendo que era algo demasiado grave para ser pedido a un “respetable cabeza de familia”.
Tras el informe de balística, que reflejaba que casi todas las víctimas habían sido asesinadas con la misma pistola, le preguntaron también si poseía algún arma de este tipo. Él les respondió que sí, que para su seguridad siempre llevaba un arma encima, y no puso ninguna clase de problemas a que examinaran la suya. El laboratorio demostró que esa pistola había sido la responsable del disparo que mató a Jennifer Joseph, la prostituta que había aparecido asesinada el día 26 de Agosto de 1997. Se cursó una orden de detención contra Robert y fue detenido el 18 de Abril de 1999.
Una vez en comisaría ya detenido, el juez autorizó un examen al vehículo de Robert, donde se encontraron restos de 12 víctimas. Tras levantarse cargos formalmente, fue llevado a juicio por el asesinato de 13 jóvenes y finalmente condenado en Mayo del año 2000 a 408 años de cárcel*
En 2001 el Condado de Pierce acusó a Robert de dos asesinatos más; se trataba de las prositutas Melinda L. Mercer, cuyo cadáver fue descubierto el 7 de Diciembre de 1997, y de Connie Ellis, cuyo cuerpo apareció en ese condado el 13 de Octubre de 1998. Por estos asesinatos la fiscalía solicitó la pena de muerte, que fue otorgada en 2002. Por este fallo judicial se condenaba a Robert a morir por inyección letal.
El 5 de Septiembre de 2008 un juez firmó la orden de ejecución de sentencia, poniendo la fecha del 19 de Septiembre para la administración de la inyección. Sin embargo, el 11 de Septiembre el juez Gerry L. Alexander de la Corte Suprema de Washington decretó una suspensión de la condena, librando de la muerte momentáneamente al condenado.
Actualmente, Robert Lee Yates está en la Penitenciaría Estatal de Washington esperando la nueva fecha de ejecución.

————————————————————-

* Esta sentencia se debe a que Robert confesó los asesinatos; si no los hubiese confesado su sentencia hubiese sido la pena de muerte y no los 408 años, que básicamente eran cadena perpetua al denegársele beneficios penitenciarios. N del A.

Un comentario el “El asesino de Spokane

  1. alexa dice:

    huy para un hombre como esos la pena de muerte es una especie de libertad , me gustaria saber que compone la tal inyeccion letal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s